Atracones: Cómo prevenirlos y curarlos

Hay fechas señaladas y fiestas en las que la comida, son una función más social que propiamente alimentaria, es un placer en exceso. Sus consecuencias se revelan más tarde ese día o los días posteriores.

Las fiestas navideñas, las reuniones, cumpleaños, bodas, bautizos y todo ritual en el que las reuniones con amigos y familia incluyen suculentos platos calóricos, postres y largas sobremesas con alcohol que hacen pasar un momento agradable, pero el organismo se resiente inevitablemente tras estos “atracones”.

Los síntomas son básicamente la sensación de pesadez (y la barriga más voluminosa), molestias estomacales, gases, acidez o ardor y, algunas veces, hasta náuseas y vómitos.

Hay casos en los que los cólicos se agravan, tras el atracón de comida e ingesta de alcohol. En el caso de diarreas serán indispensables los jugos, agua, infusiones y todo líquido que contrarreste la deshidratación que este cuadro produce. Pero además se debe suministrar algún antidiarreico que complemente la dieta.

atracones-

Si bien lo más recomendable es evitar llegar a estos extremos, una vez que te sientes así puedes tomar estas medidas para recuperarte. Inicia una dieta con ingesta de líquidos, evita todo alimento sólido; puedes consumir caldos, sopa de arroz, puré de calabaza y principalmente frutas. Especialmente la uva, el pomelo, la naranja y el ananá tienen efectos muy apropiados para estos casos, pues poseen propiedades depurativas.

Lo importante después de una situación así, y una vez recuperado, es poder controlar la siguiente ingesta de estas características y controlar a tiempo lo que se come.

Es importante no mezclar alimentos de variedades muy diferentes, evitar las frituras, grasas y los alimentos que no son recomendados para la época del año; por ejemplo en países latinos (con tradiciones europeas) se festeja la navidad comiendo fruto secos, postres con muchas calorías en pleno verano que no son para nada recomendables con el período estival.

¡A prevenirse en las fechas señaladas o a reponerse a base de dieta forzada!

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.




error: